vendredi 28 juillet 2017

la novena frontera - Cataluña 2018

Evento históricamente raro, Francia está por tener un nuevo vecino... y podría aun tener que desplegar una operación de interposición antes del fin del año.
 
Concebido inicialmente para un ministro francés avisado el mismo día de su toma de funciones, este informe de inteligencia hace un inventario de la situación a pocas semanas de la secesión, presenta la próximas fases del proceso y las últimas incertidumbres, y sondea las reacciones probables. Concluye que el reconocimiento de la soberanía de Cataluña es ineludible, e introduce un modo de acción permitiendo a Francia sacar beneficios de ello tanto para las relaciones internacionales en Europa como para su propia diplomacia.
 
Por su parte la Unión europea, con la firme intención de conservar Cataluña, denegará que España provoque su propia insolvencia y una crisis de confianza en el euro declarando unilateralmente la pérdida del quinto de su PIB sin reducción de su deuda, e impondrá por lo tanto la negociación interestatal llevando a la transferencia de una parte de la deuda española a Cataluña, como la misma lo había propuesto, en cambio de la no oposición de España a la admisión formal de Cataluña en la Unión, sola posibilidad para que España no añade la falencia económica al fracaso político. Más tarde otros pueblos, eligiendo la salida para evitar ser puestos en extinción, seguirán el método de la secesión perfecta dictado por el Tribunal Internacional de Justicia, lo que llevará la Unión Europea a interrogarse sobre su naturaleza y sobre su vínculo interno.
 
La oposición de la débil legalidad interna española a la legitimidad democrática y a la liceidad internacional no aguantará, y por no haber podido ejercer la autodeterminación interna en el marco del derecho español, Cataluña ejercerá la autodeterminación externa según el derecho internacional. El gobierno español no tiene las capacidades civiles, y dejó pasar los plazos constitucionales, para impedir la celebración del referéndum por la fuerza non militar. Su denegación de realidad conlleva un riesgo de reacción tardía y extrema, y Francia no debe por su parte fingir la sorpresa ante los eventos sino estudiar las opciones y definir una política.
 
Más generalmente, esta nota de síntesis será imperdible por todo diplomático o periodista extranjero enviado a Barcelona.

Aucun commentaire:

moyens ou pas

Après sa désertion du ministère de l'intérieur, au lendemain du refus présidentiel de sa démission, Gérard Collomb a laissé publier ...